¿QUÉ ME HA DADO EL GOLF?

El otro día leía a mi amigo Oscar Díaz en el maravilloso artículo que le ha dedicado a su ex-jefa María Acacia López-Bachiller (Mariaca para todos nosotros, directora de prensa del European Tour y de cientos de torneos de golf a lo largo y ancho de este mundillo, que se jubila).

Oscar empezaba el artículo con el significado de ¨acacia¨ y me dió pie a buscar que significado tenía mi nombre, no lo había hecho nunca la verdad.

Pues bien, resulta que Abel viene del hebreo ¨hebel¨ o del asirio ¨habel¨.

Me gusta más el significado del asirio que es ¨hijo¨ que del hebreo que es ¨efímero¨ ;)…pero bueno, tengo que reconocer que en algunas ocasiones soy algo ¨efímero¨ (me gusta hacer muchas cosas y algunas no las termino).

Ahora te estarás preguntando a que viene esta ¨ida de olla¨ y que tiene que ver esto con el golf y en parte tienes algo de razón, pero te explico y espero que te encante este artículo porque está escrito desde el corazón.

Después de indagar un poco más en el significado de mi nombre, salieron cosas como estas:

  • Transigente.
  • Moderador.
  • Inteligente y rápido de mente (más rápido de mente que inteligente, diría yo)
  • Absorbe al instante toda clase de ideas y cuando las vé viables las pone en práctica al instante (ya te digo, esta me ha clavado)
  • De apariencia tranquila (por dentro un ¨terremoto¨)
  • No queda soltero ya que no le interesa ese estado (llevo 20 años con mi primera y única novia, mi mujer Susana)
  • Demuestran interés genuino por los demás.

Sabiendo que mi nombre significa todo esto y que hay muchas cosas que son tal cúal, decidí hacer este artículo.

Pensé que me había aportado en golf en mi vida y la verdad que todo esto, merecía un artículo.

Seguro que te sientes identificado en muchas cosas y otras que te habrá podido aportar a tí.

Vamos a ello.

¿Por qué el golf, me ha hecho mejor persona?

Corría el año 2000 y yo no tenía muy claro donde quería empezar mi vida laboral, mientras estudiaba la carrera de Empresariales, en el Colegio Mayor donde estaba en Madrid, el San Agustín….que tiempos aquellos, un día un amigo se acercó y me dijo:

¿Nos vamos a tirar bolas?

Yo le miré con cara rara y le dije:

¿A la bolera?

Yo siempre he sido una personas muy deportista y con un defecto grande, soy ultra-competitivo, pero nunca había oído hablar de eso de ¨dar unas bolas¨.

Mi amigo, se giró y me dijo:

Tirar unas bolas al golf.

Fue escuchar esas cuatro letras y mi cabeza se giró y le dijo:

Baja en cinco minutos, que nos vamos ahora mismo.

Fue tal mi enganche, que semanas después estaba mirando algún máster de golf para compaginar con mis estudios y encontré uno.

Le hice y antes de terminarlo, estaba haciendo prácticas en Palomarejos Golf.

Fueron 2 meses y cuando concluí, me dijeron si me quedaba trabajando allí y acepté.

Por lo que el GOLF, lo primero que me dió…fue un TRABAJO.

Pero no sólo eso, después más adelante comprobarás que me ha dado una FORMA DE VIDA.

Mientras tanto, cada vez jugaba más al golf, perdón jugábamos, mi mujer Susana también empezó conmigo, luego ya tienes otra cosa que el GOLF nos dió…UNA ACTIVIDAD QUE COMPARTIR EN PAREJA.

Así me tiré 4 años y medio de mi vida, trabajando en mi PASIÓN, sí, yo tengo ese privilegio.

Como le dijo un profesor del colegio donde iba de pequeño, los Hermanos Maristas, Abel se dedicará a algo que tenga que ver con el deporte.

Dicho y hecho.

Después de trabajar todos los días en un campo de golf, en mis días libres también jugábamos al golf.

Esto se fue haciendo cada vez más grande y cuando nos preparábamos las vacaciones, Susana y yo, empezamos a incluir rondas en campos de golf, tanto que incluso en algunos viajes se nos iba de las manos.

Como esa vez que fuimos al Algarve (Portugal) y jugamos todos los días, 4 seguidos, no tuvimos suficiente y hubo un día jugamos por la mañana y por la tarde, en el complejo Vale Do Lobo, que tiene 36 hoyos.

El plan era perfecto, jugábamos a primera hora en buggie y a las 11:30, lo más tardar estábamos en la playa, lo que viene siendo un PLANAZO.

Y así hicimos un montón de destinos más.

Llegó 2008 y me saturé del golf, tanto que después de dejar Palomarejos Golf, me tiré 3 años sin jugar al golf, me compré una bici y ala, a hacer carreras de mountain-bike.

En este sentido el GOLF, también me dió otra cosa…PERSPECTIVA.

Perspectiva, que no todo era golf en la vida que había muchas cosas que se podían hacer que levantarse a las 8:00 de la mañana, Tee 1 y a las 12:00 en casa, todos los domingos.

Me saturé y con ello saturé a Susana.

En Septiembre de 2008, empecé a trabajar en Golf Negralejo y ya llevo 10 años.

No tenía pensado volver a trabajar en golf, pero no sé por qué el destino me tenía preparado volver a Madrid, pero esta vez para trabajar.

Y el GOLF volvía a aparecer para darme algo…UNA SEGUNDA OPORTUNIDAD, no buscada pero confiaba mucho en el destino y le hice caso.

Pasamos unos años realmente ¨jodidos¨ ya que mi comienzo en Negralejo, fue con la mayor crisis económica de la historia mundial y así estuvimos desde 2008 hasta 2014, 6 años francamente duros para el golf y para en España en particular.

El GOLF, volvía a darme otra cosa…TRANQUILIDAD.

Tranquilidad de haber pasado los peores años de la historia, trabajando.

No he mencionado las amistades, los amigos y las relaciones que me ha aportado el golf.

De mis mejores amigos, la mitad los conocí jugando al golf y doy gracias por ello.

El GOLF me dió…AMIGOS.

Amigos que 14 años después, siguen jugando conmigo, seguimos hablando todas las semanas y siempre te cogen el teléfono, amigos de verdad.

Y llega el año en el que la familia crece y tu vida ya no es tan importante, sólo importa una cosa, TU HIJO.

El GOLF, me ayudó en este momento a darme VALORES.

Valores para saber como teníamos que educar a nuestra hijo, desde la humildad, la honestidad, la confianza y el respeto sobre unas normas.

No existe mejor deporte que este para enseñar los VALORES a los más pequeños.

Intrínsecamente, además me estaba dando otro cosa más el GOLF…UNA ACTIVIDAD QUE COMPARTIR EN FAMILIA.

Transcurrido poco tiempo desde el nacimiento de mi hijo, me decidí a crear Hablemos de Golf.

El GOLF volvía a darme otra cosa…GANAS DE COMPARTIR.

Quería que todo el mundo tuviese la oportunidad de saber lo que yo he aprendido, compartir ideas, inquietudes, experiencias, haceros mejor y que vosotros me hiciérais mejor.

Al final no tengo ni idea donde terminará esto, pero lo que tengo claro es que hasta ahora ha merecido la pena.

BENDITO EL DÍA EN QUE TE CONOCÍ….GOLF.

¿Y a vosotr@s, que os ha dado el golf?

Un comentario

Deja una respuesta
  1. Pues algo parecido, salvo que me gustaría algún día no muy lejano, que el Golf fuera mi forma de ganarme la vida. Pero me da dado confianza en mi misma, en unos momentos laborales difíciles para mi, y a tener paciencia y más humildad de la que tengo, y a tener buenos amigos, y a disfrutar en pareja, y a hacer deporte asiduamente, en esta vida tan sedentaria y estresada que llevamos…En fin solo puedo decirte que intento trasmitir esto a amigos y conocidos para que empiecen a disfrutar de su vida jugando al Golf.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puntúa este artículo

11 puntos
Votaciones Votación negativa

Votos totales: 11

Votos positivos: 11

Porcentaje de votos acumulados: 100.000000%

Votaciones abajo: 0

Porcentaje de votos decrecientes: 0.000000%

Os gusta el nuevo DRIVER de Cobra Golf?

🖐CÓMO COGER EL PALO DE GOLF DE FORMA CORRECTA